Buscar

Siempre lo mismo




En el mes de agosto estuvimos con mis compañeros del posgrado hablando de las distintas dietas dichas como saludables*. Y también qué se puede y qué no cuando uno padece de alguna enfermedad crónica no transmisible.


*Cuando hablo de dieta hablo de lo que la gente consume en general en el día-a-día. No hablo de restricciones muchas veces absurdas para bajar de peso.


De todo el material científico estudiado nos llevó a dos conclusiones:


(1) Delante de la situación actual (población, medio ambiente, industria alimenticia) lo mejor seria que todos adoptáramos la dieta flexitariana. Es decir, basar nuestra alimentación de todos los días en granos (cereales, legumbres, semillas), frutas y verduras. Consumir carne (de cualquier origen) y derivados (manteca, leche, yogur, huevo, miel) con baja frecuencia. Y evitar aceites, grasas y azúcares (dejar para ocasiones especiales como navidad o cumpleaños).


(2) La dieta argentina es muy monótona y necesita un cambio urgente. La base no puede ser harina refinada, azúcar refinada, carnes y lácteos. Hay que consumir más granos integrales, más verduras y más frutas. Solamente así vamos a disminuir los números de personas con enfermedades crónicas no transmisibles.


Acá hago varias aclaraciones importantes:


- Consumir más verduras NO es agregarle salsa blanca y queso para rellenar una pasta. Es comer la verdura solamente. Cruda, hervida, al vapor, horneada, asada, a la plancha, a la parrilla. Usar especias para condimentar.


- Consumir frutas NO es comer mermelada light o dulces. Es comer la fruta. Cruda. Madura. El mamón se come maduro, crudo, no verde en un montón de azúcar en forma de dulce. Eso NO es comer fruta. Es comer azúcar. Menos aún los jugos de cajita. Esto NO es comer fruta si no tomar agua con azúcar, colorante, saborizante.


- Consumir granos integrales NO es hacer un brownie de porotos y mucho azúcar, mucho chocolate (que lleva mucho azúcar, leche, etc.). Es cocinar el poroto con otras verduras y hacer guisos, sopas. Es comer polenta (frita, asada, hervida), arroz, cebada, centeno, trigo (como kepe, taboule). NO es comer pan o masa de empanada, tarta, pasta.


- Tomar pastillas de suplementos vitamínicos NO sustituye el consumo de frutas y verduras integrales y crudas.


1 comentario

© 2020  FABI LIMA  |  Todos los derechos reservados

Salud y Alimentación

seguí mi hashtag en instagram #yoviajoycomo